26 C
Corrientes
11 diciembre, 2018
VIVIR PLENAMENTE
Entrevistas

“La motivación para levantarme todos los días es la vida”| Entrevista al ingeniero Rafael Kohanoff

“Me levanto y ya tengo motivos porque levantarme, vivir y trabajar, de modo que nunca me puse a pensar si hay una motivación especial. La motivación en todo caso es el sentido que tiene mi vida”, sostiene el ingeniero Rafael Kohanoff, en el inicio de la entrevista con la Lic. Mirian Blanchard en el marco del Noveno Congreso de Gerontovida que se realizó en la ciudad de Buenos Aires.

 

“Dirijo el Centro de Tecnologías para Salud y Discapacidad del INTI (Instituto Nacional de Tecnología Industrial), desde el cual estamos desarrollando una actividad muy fuerte para mejorar, justamente lo tecnológico, dispositivos, ayudas técnicas que permitan, que la vida sea más aliviada para personas con discapacidad o personas de la Tercera Edad”, relató en cuanto a su labor diaria.

Don Rafael, quien con 90 años se mantiene lleno de proyectos, proactivo y trabajando por una vida mejor tanto para los adultos mayores como para las personas con discapacidad, reflexionó en pocas palabras respecto a las enseñanzas que fue adquiriendo a lo largo de su vida. “Aprendí que tenes que disfrutar de las cosas buenas de la vida y afrontar las que no lo son, bancarlas, como dicen por ahí. Pero una de las cosas que hacían mucho daño a la gente y a mi también, que me di cuenta y también fue un aprendizaje, es dejar de pensar cuando te pasa algo que no te gusta, dejar de pensar que te lo hicieron a vos. Esto te alivia bastante, dejás de poner culpa sobre los demás de las cosas, y comenzás a afrontar las cosas malas, porque la vida es así”, señaló.

 

Y prosiguió, “Estuve casado 70 años, 6 de novio en Resistencia, en el Colegio General José María Paz y 64 años de matrimonio. Nos queríamos mucho, nos llevamos bien, tenemos tres hijos, siete nietos y siete bis-nietos. Y mi mujer falleció hace 5 años. Pero nos queríamos tanto, ella me decía porque sos tan loco vos y te mete en todas las cosas, y trataba de que no me meta en todo. Cada uno trata de hacer lo mejor posible para el otro. Y te cuesta, muchas veces, terminar de  comprender como es el otro. La gente es como es, la gente no va a cambiar porque vos le digas que cambie. Y con mi mujer hicimos un pacto, querámonos mucho, respetemonos y no tratemos de cambiar al otro”.

Related posts

''Mis hijas siempre me dicen que comencé a vivir nuevamente''

VIVIR PLENAMENTE

Linda Romano es artista y a los 102 años comparte su secreto para alcanzar la longevidad

VIVIR PLENAMENTE

Con 80 años terminó la secundaria y fue abanderado

VIVIR PLENAMENTE

Deje un Comentario